El renting y el leasing, dos opciones clave para las pymes

| September 29, 2017 | Artículos

Presidente de Fedeleasing, Beatriz Eugenia Morales Vélez.

En tiempos de competitividad las pequeñas y medianas empresas –pymes- deben enfrentar grandes retos de inversión en equipos industriales, que muchas veces, no están al alcance de su bolsillo. El renting o alquiler, así como el leasing se convierten en dos opciones clave a las que se acude, cada vez más en Colombia.

El leasing es un mecanismo de financiación para que las empresas y personas naturales puedan acceder a sus activos productivos, y el renting, es también un alquiler, pero no tiene opción de compra, al final del periodo del contrato.

Para Beatriz Eugenia Morales Vélez, presidente de Fedeleasing, una pyme debe acudir al leasing porque es un mecanismo idóneo, toda vez que pueden comprar sus activos, así como renovarlos de tal manera que no tengan que usar sus cupos de créditos que ya tienen para capital de trabajo.

Destaca la representante gremial que uno de los beneficios del leasing es que la financiación puede llegar a ser hasta del 100% del valor del activo dependiendo de las políticas crediticias de cada entidad financiera, así como de la capacidad de pago de la empresa y la calidad del activo que se espera  adquirir a través de leasing.

Los plazos de las operaciones están tradicionalmente atados al ciclo de vida del activo. Es un mecanismo que permite a las empresas renovar sus equipos, vehículos, maquinaria,  periódicamente.

“El leasing en Colombia supera anualmente el crecimiento de la economía y ha crecido históricamente  por encima de la cartera comercial. La evolución del producto viene de la mano del desarrollo económico, toda vez que ayuda a mejorar la capacidad industrial del país”, señaló Morales Vélez.

De acuerdo con las cifras de Fedeleasing, cerca del 70% de las operaciones de leasing están financiando activos de las pymes en Colombia. En los últimos años se ha visto una tendencia de mayor crecimiento de las operaciones de leasing para adquisición de vivienda, que se conoce como leasing habitacional. Sin embargo, algunos sectores económicos tradicionalmente recurren a financiar sus activos a través del leasing.

La hora del renting

Rafael Obando Peña, representante de Acord Capital

El renting es una industria que está creciendo en Colombia, cerca de 22% entre 2015 y 2016, con ingresos que superan los 600 mil millones de pesos, según los datos reportados a la Superintendencia de Sociedades por las principales empresas del mercado. Para este año se espera un crecimiento cercano al 30%. Este comportamiento  obedece a las múltiples ventajas que ofrece el alquiler o renting de maquinaria pesada y vehículos.

Para Rafael Obando Peña, representante de Acord Capital -el nuevo jugador del mercado del renting de maquinaria pesada en Colombia- una de las principales ventajas a la hora de rentar es bajar costos operativos y financieros.

“El renting es una excelente alternativa  para renovar la flota y nosotros queremos darles opciones a los pequeños empresarios para que no sacrifiquen grandes montos de inversión”, señaló Obando Peña.

Entre las ventajas del renting, destaca, el directivo, existen grandes beneficios operativos, económicos, tributarios y financieros que permiten al empresario concentrarse más en su negocio y obviarse engorrosos trámites para lograr un crédito o buscar capital de inversión.

Cinco de las grandes ventajas con el renting son: uno, no hay cuota inicial y los flujos de caja son fijos, evitándose así sorpresas posteriores; dos, aumenta el valor presente neto de la operación; tres, la renta no es endeudamiento, protegiendo líneas de crédito y covenants -compromisos que el prestatario asume con el deudor en el contrato de un préstamo-; cuatro, facilita la renovación de tecnología y quinto, genera ahorro al mejorar la operación y reducir la base gravable.