¿Por qué las Pymes deben tener un plan de contingencia? Estos son los pasos a seguir

| May 29, 2020 | Artículos

plan_contingencia

La crisis ocasionada por la pandemia de Covid-19 puso en evidencia la falta de estrategias y previsiones por parte de las Pymes para enfrentar este tipo de situaciones y cambios tan abruptos. Ante la innegable transformación que tendrán los negocios y su relación con los clientes, es indispensable desarrollar un plan de contingencia que asegure la permanencia de las empresas.

Grandes negocios han comparado el impacto de la pandemia con una catástrofe natural, como un sismo o un huracán. Para este tipo de eventos, la mayoría de las organizaciones ha desarrollado planes de continuidad que en la actualidad han sido adaptados para mantener la operación durante la contingencia sanitaria.

Así, ante los cambios en la operación cotidiana, las Pymes deben analizar algunos aspectos para establecer los primeros pasos para tener un programa de contingencia ante las crisis:

  • Detectar la parte más vulnerable de la operación de la empresa.
  • Establecer comunicación directa con los trabajadores sobre los momentos complicados que puede enfrentar el negocio.
  • Rapidez para adaptarse a necesidades del mercado (sumamente importante es crisis como la que vivimos hoy).
  • En la medida de los posible, contar con una reserva de capital para momentos de crisis.
  • Analizar la capacidad financiera de la empresa y contratar un seguro.
  • Desarrollar medios alternos para mantener la continuidad del negocio (home office, canales digitales, entregas a domicilio, por mencionar los más importantes).
  • Buscar apoyos del gobierno o sector privado que puedan contribuir a mantener la continuidad del negocio.

Sobre el tema, varias consultoras han desarrollado algunas propuestas para que los pequeños empresarios tengan las capacidad de respuesta que el entorno les obliga a tener. Por ejemplo, KPMG España propone cinco preguntas clave que ayudarán en el proceso del desarrollo del plan de contingencia:

1.- ¿Cómo afectará a los empleados?

2.- ¿Cuáles son las afectaciones a mi modelo de negocio?

3.- ¿Cómo impacta a la cadena de suministro?

4.- ¿Cómo afecta mi liquidez?

5.- ¿Cómo afecta el área fiscal y legal de la empresa?

Existe una palabra que seguramente has escuchado y que, una vez pasada la parte más crítica de la crisis por Covid-19, deberá adoptarse y aplicarse por muchos negocios. Hablamos de la resiliencia. Para el gigante tecnológico IBM, este concepto no se enfoca solamente en soportar el fracaso o las crisis, sino en salir fortalecido de estos episodios y continuar hacia adelante con la operación del negocio o la empresa.

En ese sentido, la nueva normalidad que vivirá el mundo obliga a repensar nuestro negocio y considerar estrategias de operación crítica con respuesta inmediata ante cambios en el entorno. Toma en cuenta que tus clientes no serán los mismos después de este momento crítico, con lo que es indispensable adaptarse rápidamente a los cambios.